Presidencias Radicales

"La nación ha dejado de ser gobernada para gobernarse por si misma"

Presidencia (1922 – 1928)

Las elecciones se realizaron en abril de 1922. Alvear se encontraba en París cumpliendo una misión diplomática, llegó a Buenos Aires en agosto y asumió el 12 de octubre de 1922.

Llegó a la presidencia cuando finalizaba la crisis mundial de posguerra, lo cual le permitió mejorar la economía y las finanzas sin mayores contratiempos, pero su gabinete provocó una mala impresión entre muchos radicales, ya que casi ninguno de los ministros era amigo del ex presidente (Yrigoyen), aunque se trató, en todos los casos, de personalidades destacables.

Su gobierno se desarrolló en un clima de tranquilidad. En comparación con el período anterior, fueron pocos los movimientos obreros que hubo durante su mandato.

Política Económica

La economía argentina alcanzó durante su gobierno la situación más próspera que jamás haya tenido en su historia, debido principalmente a un favorable frente externo, con la reactivación posterior a la Primera Guerra Mundial. En este período, el gobierno de Alvear se centro en las políticas agroexportadoras, en carnes y cereales.

Además del crecimiento en el agro, también se propagó el desarrollo industrial, instalándose en 1922 la primera planta de producción automotriz Ford de Latinoamérica. Tan solo un año después, la estatal YPF instalo el primer surtidor de nafta, en la ciudad de Buenos Aires.

Durante la gestión de Alvear, fue muy notable el crecimiento del parque automotor, tanto por la fabricación de los automotores como por la importación. Ejemplo del crecimiento automotriz fue la producción de Ford: logró vender a los nueve meses de abrir su planta, un total de 6 663 unidades.

A partir del año 1925 se registró un grandísimo aumento en las inversiones extranjeras provenientes de los Estados Unidos, se realizaron a través de las empresas relacionadas con la industria frigorífica, con las organizaciones de distribución y producción de energía, y de bienes de consumo. Esta “invasión” repentina de capitales estadounidenses provocó una competencia con los capitales provenientes del Reino Unido, aquella rivalidad se vio reflejada en áreas tales como los transportes. Pero también se agudizo la competencia con empresas frigoríficas vinculadas con estos dos países. Estos conflictos llevaron al deterioro de las relaciones con los ingleses. Aunque estos acontecimientos empezaron en aquel año, ya en 1923 prediciendo estos inconvenientes, el presidente Alvear creó un frigorífico nacional (más tarde sería conocido con el nombre de Frigorífico Lisandro de la Torre), para acabar con los manejos que existían en los frigoríficos extranjeros.

 

Política Laboral

Se sancionaron leyes de previsión social:

  • Ley nº 11.289: en 1923; aunque significó un avance hacia la jubilación universal y obligatoria, más tarde en 1925, la Unión Industrial consiguió anularla, argumentando que sería muy costoso mantenerla. El movimiento obrero también se quejó de ella, ya que no querían que se descontara de sus salarios el 5% correspondiente a los aportes obreros.
  • La ley nº 11.371: sancionada en 1924; reglamentó el trabajo de mujeres y menores en Capital Federal y en los Territorios Nacionales.
  • Ley nº 11.278: en 1925; reglamentó el pago de los salarios.
  • Ley que declara feriado el Primero de mayo: en 1926; enviada al Congreso por el poder ejecutivo en 1924, no recibió sanción legislativa. El texto decía que era: “deber de los poderes públicos propender a que sea día sereno y auspicioso, de solidaridad social y paz espiritual”, bajo la forma de Día del Trabajo reconocido por el Estado, enlazaba la conmemoración obrera con la fecha de sanción de la Constitución de 1853.

Además:

  • Se promulgaron la ley que combate a los “trusts”, la que controla el comercio de carnes, para evitar los vales, comunes en el interior.
  • Se sancionaron leyes previsionales, como la jubilación para los bancarios y maestros.
  • Se creó la Caja de Previsión Social para jubilaciones a empleados y obreros, identificación de mercancías de industria argentina, pagos de sueldos obligatoriamente en moneda nacional (para evitar el uso de vales de cambio) e impuestos a las herencias.
  • En 1924 se aumentó la jubilación de los maestros, antes la misma era muy baja.
  • Se reactivó el flujo de inmigración hacia la Argentina, desde 1924 a 1929 entraron al país casi dos millones de personas, de las cuales quedaron radicados en el país 650.000.
  • En 1924 hubo grandes huelgas y protestas obreras por el veto de la ley que extendía la jubilación a amplios sectores de trabajadores.
  • El presidente Marcelo Torcuato de Alvear pronuncia un discurso ante el pueblo de Mendoza.
  • Aunque fueron escasos los conflictos y las crisis, existió una profunda crisis en la industria azucarera tucumana (desembocó en que los cañeros emprendieran una huelga a la que se sumaron los obreros de los ingenios y que incluyó el asalto a trenes de carga, cañaverales e instalaciones industriales). Al año siguiente, Alvear intervino a través de un laudo, que estableció un precio promedio de venta de la caña al ingenio, e instituyó un organismo provincial para resolver los conflictos de allí en adelante. El resultado fue apreciado como abiertamente favorable para los cañeros. Durante sus giras políticas en la década de 1930, esta política la tomaría como ejemplo de justicia social.

Pese a que en las elecciones de diputados nacionales de 1926, el yrigoyenismo logró ganar en los distritos más importantes, el Congreso pudo sancionar con éxito varias leyes, entre ellas se encontraban: la que reglamenta el trabajo nocturno en las panaderías, la que reconoce los derechos civiles de las mujeres, la de profilaxis de la lepra, la que regula la actividad de las sociedades cooperativas, la que destina una importante suma para renovar el armamento naval, la que dispone un nuevo enrolamiento general y el Registro electoral.

Obras Públicas

Se inició la construcción del Ministerio de Hacienda, de Obras Públicas, de Guerra y Marina y el edificio del Banco Nación en Plaza de Mayo.

A Alvear le gustaba exhibirse, es por eso que nunca en otra gestión se hicieron tantos monumentos, nunca hubo tantas ceremonias oficiales prestigiadas por el Jefe de Estado.

En 1923 se inauguró el Museo de Luján. Y en 1925 se inauguró la bajada de Maipú y el Paseo de Julio, un monumento en conmemoración a Leandro N. Alem, en este acto se ve al Presidente con Hipólito Yrigoyen, es una de las pocas veces que aparecieron juntos, ya que para ese momento ambos se había separado en distintas líneas del radicalismo.

En el mes de julio de 1924, el Club Atlético Boca Juniors debuta en su nuevo estadio enfrentando al Club Nacional de Football, el puntapié inicial fue dado por el presidente Marcelo T. de Alvear.

En 1928, muy poco antes del traspaso del mando, el Presidente estrena el Palacio de Correos y recibe el primer avión construido por la Fábrica Nacional de Aeroplanos, un Avro Gosport. El 6 de septiembre de ese mismo año comienzan las obras de construcción para la línea “B” de subtes.

División del Radicalismo/Fin de su Presidencia

Las diferentes personalidades de Yrigoyen y de Alvear provocaron una seria crisis interna en el radicalismo.

Se produjo la fractura y se formaron las dos fracciones:

  • Personalistas, alineados con Yrigoyen
  • Anti personalistas, alineados con Alvear

En 1924 se acentuó esta crisis interna, cuando los yrigoyenistas no asistieron a la inauguración del período legislativo y los antiyrigoyenistas fundaron la UCR anti personalista.

Durante los comicios de 1928 para la elección de presidente, el radicalismo presentó dos fórmulas:

  • Yrigoyen y Francisco Beiró por la Unión Cívica Radical Personalista.
  • Leopoldo Melo y Vicente Gallo, por la Unión Cívica Radical Anti personalista.

Ya desde 1926 el yrigoyenismo, impulsado por un grupo de jóvenes, comenzó una gran campaña a favor de la reelección.

La bandera de la nacionalización del petróleo fue su mejor arma, y así fue que en esos comicios la Unión Cívica Radical Personalista obtuvo 838 583 votos, y la Unión Cívica Radical Anti personalista consiguió sólo 414.026 votos.

Marcelo T de Alvear finalizó su mandato en 1928.

Una vez finalizado su gobierno, Alvear se fue a París en 1930, ciudad que le apasionaba. Allí se enteró del golpe de Estado de José Félix Uriburu, hecho que no le sorprendió mucho, ya que la situación de Yrigoyen en el poder se había deteriorado rápidamente, debido al choque que había tenido la crisis mundial del 1929 y a la falta de reacción por parte de un Yrigoyen anciano y enfermo.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

%d personas les gusta esto: